Granulomas

Granuloma

Granuloma glotis anterior

Los granulomas de la laringe son lesiones benignas que representan la reacción de los tejidos traumatizados ante una irritación crónica. Dentro de las etiologías más comúnmente encontradas están el abuso vocal, el trauma por intubación, el reflujo faringo-laríngeo y el teflón. El granuloma de contacto se da en pacientes por lo general hombres, con una personalidad agresiva, que asumen en ocasiones un tono vocal muy bajo y que producen un ataque glótico o una intensidad vocal alta en un período breve de tiempo con el cual los aritenoides se golpean fuertemente el uno al otro produciendo la lesión. Por lo general son unilaterales y ocurren en la cara interna del proceso vocal del aritenoides.

La cara interna del aritenoides es una zona particular debido a que sólo existe la capa de mucosa sobre el pericondrio del cartílago, con lo cual una lesión de estas escasas capas deja al descubierto el cartílago y así el cuerpo reacciona formando un tejido de granulación para recubrir la zona traumatizada; con la persistencia de la irritación y el trauma se acumula este tejido y se forma el granuloma. Los granulomas por intubación suelen ser bilaterales y se producen debido al trauma del tubo oro-traqueal sobre las mucosas de esta zona, sobre todo en pacientes que se encuentran intubados en unidades de cuidado intensivo, los cuales a pesar de la sedación se mueven y aumentan la irritación mecánica en los tejidos, además que la incidencia de reflujo en estos pacientes es más elevada por la posición en la que permanecen y por las sondas naso-gástricas que usualmente manejan.

Granuloma en glotis posterior derecha

Granuloma en glotis posterior derecha

El ácido gástrico representa un irritante constante en la laringe posterior, en mucosas sanas o previamente traumatizadas, por lo que el reflujo faringo-laríngeo se ha considerado como etiología independiente y asociada a la formación de estas lesiones. Clínicamente el paciente puede manifestar grados variables de disfonía, tos seca, carraspeo, odinofonía y sensación de cuerpo extraño en garganta. El tratamiento de estas lesiones suele ser médico inicialmente. Con reposo vocal relativo, terapia de voz, y siguiendo el protocolo de reflujo faringo-laríngeo (ir a la sección Área de Pacientes), la mayoría de estas lesiones suelen involucionar. En algunos casos persisten y deben ser resecados quirúrgicamente dejando su base cubierta para evitar su recidiva, y en ocasiones se debe sospechar una lesión maligna por lo que se deben enviar a patología.

Los granulomas por teflón merecen mención aparte. La inyección de pasta de teflón para el tratamiento de la incompetencia glótica ha dejado de utilizarse en la actualidad debido al desarrollo de granulomas como reacción de cuerpo extraño al material utilizado. Estos granulomas se formaban independientemente de la cantidad inyectada y el sitio de inyección. Se podían presentar años después de la inyección, lo que confirma que a pesar de obtenerse un buen resultado inicial en la voz con la inyección, el desarrollo del granuloma es inevitable y los síntomas que produce dependen de la extensión y compromiso del pliegue vocal por el proceso inflamatorio crónico. El granuloma produce una rigidez de los tejidos y un aumento de la masa del pliegue vocal que produce una disfonía severa. Su tratamiento es únicamente quirúrgico, y la disección y resección del granuloma suele ser muy difícil. Inclusive se utiliza la vaporización del mismo con láser de CO2, y su resección incompleta puede traducir en una recidiva del mismo.